El Departamento de Vehículos Motorizados de California (DMV) ha alertado a la comunidad sobre un nuevo tipo de estafa telefónica en la que intentan robar información personal de los residentes utilizando como pretexto una actualización de la nueva identificación Real ID.

El DMV aseguró que varios californianos han recibido un supuesto mensaje de texto de la agencia que dice: “Nuestros registros indican que su información de contacto debe actualizarse para el cumplimiento del REAL ID. Proporcione una dirección postal y un número de teléfono actualizados”.

El mensaje ofrece una opción para continuar donde se solicita la actualización de información y envía un enlace de una página web ficticia pidiendo información personal, y el número de seguro social, entre otros.

“Este mensaje de texto NO es del DMV de California”, alerta el Departamento un comunicado.

A partir del 1 de octubre, el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) requerirá un pasaporte válido u otro documento aprobado por el gobierno federal, como una licencia de conducir o una tarjeta de identificación REAL ID, para abordar vuelos domésticos dentro de los Estados Unidos y acceder a instalaciones federales de alta seguridad incluido bases militares.

Y usando ese cambio como pretexto, los supuestos estafadores están intentando hacerse con información personal.

“El DMV no ha enviado ese mensaje de texto, ni nosotros lo haríamos,” dijo el director del DMV, Steve Gordon, en el comunicado.

“Ofrecemos servicios seguros en línea y enviamos mensajes de texto para algunos servicios, pero nunca solicitamos información personal fuera de una cuenta segura del DMV a la que accede el cliente”, agregó el funcionario.

El Departamento aclaró que solo envía mensajes de texto o correos electrónicos cuando los clientes han iniciado una solicitud. Por ejemplo, los clientes pueden recibir un recordatorio de su cita o un aviso de cancelación por mensaje de texto o correo electrónico oficial del DMV.

Se recomendó ignorar o eliminar cualquier mensaje de texto o correo electrónico no solicitado que le pide información personal en nombre del DMV de California.

Aquellas personas que han recibido esta clase de textos pueden reportar el incidente a la Comisión Federal de Comercio en línea (FTC), o reenviarlo a SPAM (7726).